Impresiones del curso de Doula – Parte 2 ūüôā

Ha pasado un mes desde que regres√© a casa de los Estados Unidos, donde fui a la clase de Doula y aparte de una peque√Īa introducci√≥n, no he podido escribir m√°s‚Ķ Pero tratar√© de compartir algo con ustedes ahora. All√≠ aprend√≠, sent√≠, experiment√©. ‚Āá

Y empecemos por el principio. El curso se llevó a cabo en una clínica en Richmond, que también cuenta con una sala de maternidad y recién nacidos.

Te lo mencioné en la publicación anterior, y en Facebook también publiqué algunas fotos elocuentes de allí.

Fui 12 aspirantes a la profesi√≥n de doula, siendo la √ļnica de un pa√≠s diferente a Estados Unidos. En primer lugar, todos estaban asombrados de que viniera de Rumania para este curso, pero no tienen por d√≥nde conocer la determinaci√≥n y la pasi√≥n de los rumanos cuando creen firmemente en algo y cuando est√°n motivados :).

¬ŅY qu√© mayor motivaci√≥n que estar con otras mujeres y familias en el viaje m√°s incre√≠ble y emotivo de sus vidas? Y no solo ser una presencia pasiva, sino una presencia tranquilizadora, generadora de confianza y con ‚Äúsoluciones‚ÄĚ a las situaciones que atraviesan mam√° y pap√° en esos momentos.

Esta fue también la razón por la que elegí hacer este viaje allí, para especializarme en algo que casi no se conoce en Rumanía, especialmente en el ámbito hospitalario.

M√°s precisamente, se trata del apoyo continuo ofrecido a las mujeres en trabajo de parto y en el parto.

Si cada vez m√°s personas est√°n escuchando acerca de las clases de Lamaze ahora, a√ļn no han tenido noticias de la doula.

A√ļn as√≠, es gratificante que en Cluj ya haya m√°s educadoras prenatales certificadas por Lamaze, que actualmente tengamos 2 consejeras de lactancia certificadas internacionalmente y ahora una doula :).

Es un buen comienzo y espero de todo coraz√≥n que cada vez seamos m√°s los que tambi√©n tomemos clases de Lamaze en Cluj, que podamos ofrecer apoyo a la madre en el parto y luego estar con ella y en l√ļpulos lactantes los pesos m√°s peque√Īos.

Pero volviendo al curso de doula, allí tuve la oportunidad de aprender métodos prácticos de apoyo en el trabajo de parto y el parto. Hasta ahora, en los partos que atendía, estaba más con mi madre que con el alma, con paciencia y con ánimo verbal.

En este curso, sin embargo, aprend√≠ a prestar atenci√≥n a otros aspectos, al menos igual de importantes y que es bueno saber de antemano: las preferencias predefinidas de la madre, sus experiencias previas, si la madre es al√©rgica a alg√ļn alimento o no, qu√© tan importante es el apoyo de la pareja para el confort emocional y mental de la madre, el impacto de la iluminaci√≥n en la sala de partos y en la sala de partos – luz fuerte versus luz m√°s difusa.

También aprendí técnicas prácticas para reducir y controlar el dolor: posturas verticales, combinadas con rotaciones pélvicas, hidroterapia después de 5 cm de dilatación, al menos en forma de duchas, tocar zonas sin vello (interior de la palma, frente, etc.), utilizando el pelota de trabajo de muchas maneras.

Y estos son solo algunos de ellos…

Intentar√© volver con una lista de las cosas m√°s interesantes aprendidas all√≠, sobre cada tema y con una descripci√≥n de la maternidad all√≠ para se√Īalar las cosas que son m√°s dif√≠ciles de ver en las im√°genes.

Hasta entonces‚Ķ ¬°sue√Īo tranquilo para todos!

cari√Īosamente,
novia

Post a Comment